Sin amor...

Mis palabras se adelgazan,
se pierden, se cansan,
no encuentran luz, ni donde escribir,
cuando el corazón se acaba de partir.