Un mañana.

Si la luz de mis ojos se extiguiera
mis oidos sonarían
mi sentir se tornaría
entre árboles y suspiros
no importa la lejania ni la cercania
mi corazón sentiría
no es la noche ni el día
solo es la presencia y el pasado
los encuentros desfortunados
con la alegría se vestirían
no imagino ni fantaseo
solo exlclamo y grito
desesperación e impotencia
trabajo y desafío
abrazos y suspiros
al nacer renacería.

Autor(a): Luz Medina
©Derechos Reservados®
Comentarios de Lety Ave:

el sol nace todos los días... nosotros también..